La fiebre de un sábado azul y un domingo sin tristezas.

La fiebre de un sábado azul
y un domingo sin tristezas.

domingo, 1 de mayo de 2011

Los "Casecs"



Sé que mis contemporáneos dirán que soy exagerado pero este post es para rescatar del olvido a esas pequeñas cajas plásticas que eran tesoros para todos nosotros, eran parte de nuestras vidas y mucho de nuestro entretenimiento giraba alrededor de ellas, esas cajas eran llamadas “Casetes”




Son tantas cosas que podría escribir sobre las cintas o Los casetes que probablemente no termine diciendo ni la mitad de cosas que tengo en la cabeza, así que espero me ayuden a recordar  en los comentarios, los casetes eran todo para mi, tenía muchos, siempre andaba por la casa buscándolos, debajo de las camas, arriba de la refrigeradora o en los espacios del mueble y cuando encontraba alguno, preguntaba ¿de quién es este casete? 

Y si nunca aparecía el propietario, procedía a imantarlo, y después sacaba los marcadores para pintarlos, personalizarlo y por ultimo proceder a grabar los éxitos musicales que quería tener, ya sea de casete a casete con las ultras súper pijudas grabadoras más modernas de ese tiempo las llamadas “Dobles Reversibles” (se acuerdan ¿ les explico?)  o escuchando la radio con la configuración REC+PLAY y  el dedo sobre la pausa esperando que el locutor se callara para dejar que la cinta corriera y empezara a grabar. 

También grabábamos desde el Long Play y los que tenían ya bastante billetillo te podían hacer el favor de grabarte el CD en el casete, pero eso si ; tenía que ser uno nuevo para no arruinar el equipo que leía Cidis, esas cosas que para nosotros eran propias de los alienígenas.

El solo hecho de grabar el casete era un ritual por muchas razones, primero, la calidad de la cinta, cuantas veces había sido regrabado, lo que yo hacía para que mis grabaciones se escucharan macizas era probar con el imán y si aun no funcionaba del todo bien, ponía el casete a grabar en blanco, es decir, lo ponía a darse maceta como que estuviese grabando un casete pero sin casete, generalmente sonaban bien aunque siempre hubo excepciones. 

Estos eran macizos pero de 60 minutos
Existía la opcion de que compraras un casete en el mercadito y entonces fijo podías conseguir excelentes grabaciones, los había de todo precio y calidad, me gustaban los Sony  y los TDK pero de 60 (los de 90 se reventaban rápido) aunque claro, los Sankey me sacaron de un montón de líos y con calidad decente, esos valían 8 pesos me acuerdo, y los Sony y TDK entre 12 y 15. Claro que, si tenias billete te podías comprar un Maxwell cromado! que mínimo valía 24 bolas! (si para comprar un Sankey de 8 bolas medio gaveteabas para comprar un Maxwell tenias que ser un potentado o un Narco) 

Después llegabas a la casa, lo sacabas de la envoltura, con mucho cuidado para no rayar la cajita, y buscar las calcomanías que traía adentro para empezar a rotular. Grabar y luego ordenar en alguna parte del cuarto donde todo buen cipote tenía su colección musical. 

La música era más personal en ese entonces, prestabas cintas y pedias cintas, algunas veces tus cintas eran tan macizas, es decir, la combinación musical tan macizona, que el alero o te decía “déjame copiarte el casete” o simplemente se hacia el de a peso robándotelo y en esto de los robos siempre hubo especialidad, por ejemplo si tenias un casete original, tenias que fijarte bien en la cinta y todo, pues si lo prestabas era muy probable que abrieran el casete, remover la cinta y pasarlo a otro cartucho, dejándote con una cinta barata de tu propia grabación y créanme una cosa, esas cosas se notaban en la calidad del sonido! Aparentemente nuestros oídos si fueron bien cuidados porque los cipotes de hoy no distinguen entre un buen MP3 y uno malo, todo les suena igual.

Un generico destapado, su cinta esta lista para usurpar una cinta cromada
Todo era pura dedicación, quebrar las pestañas plásticas para grabar si era un casete nuevo o hacer pelotitas de papel para poder grabar en uno viejo.

Original Casete gringo marca "ACME"
En cuanto al comercio formal de la música, existía el palacio del disco, donde podías comprar un casete original de DIDECA (discos de Centro América) por 85 0 90 LPS y uno “Original Original Gringo” por 150 bolas; una verdadera fortuna de hecho. Ellos vendían cintas piratas  a 45 pesos, pero eso si bien grabadas, traía portada, algunas veces el librito de las letras y venían forrados con un papelito blanco donde traía la lista de canciones.


Estos eran los inmortales Casete de Dideca

Hecho en Guatemala
A veces te sentabas en la casa y llegaban a tocarte el portón, era un broder con una cajota y decía “Joven mire, tenemos lo más nuevo en música grabada, ando variedad” Estas cintas traían una portadita fosforescente con el nombre del artista y las canciones, claro, siempre sacando pecho con exitosas casas productoras como “Súper Sonido 2000” “Laser Sound” “Cintas Sula” Ese broder era algo así como antepasado directo del Folklórico Piratero de películas que conocemos hoy.



Cuando estabas aburrido podías jugar con las cintas, y grabar a toda maceta y escuchar tus rolas tipo las ardillitas y si andabas sobado buscabas el casete donde las ardillitas cantando el feliz cumpleaños y lo ponías a toda maceta también, era una sola loquera. Otro entretenimiento era el de poner las cintas al revés para escuchar si tenía mensajes satánicos, grabar pedazos de anuncios y mezclar con otros, grabar canal 6 y lo que era mejor aun, grabarte a vos mismo o a tus aleros, para después repetirles la cinta y tener esa extraña sensación de  los 80 y 90s al escuchar tu propia voz.

Pero no todo era felicidad, algunas veces pasaban cosas espantosas, por ejemplo se te reventaba la cinta mas maciza que tenias y como no querías perderla, buscabas los dos extremos reventados y las unias con glass o esmalte de uñas, algunos casos extremos requerían cortar un pedacito de tape (Teip) y hacer la delicada operación. 
Las canciones venian traducidas en la publicacion de los casets dideca
Un tipico chorizo casetero, algunas veces lo ordenabas y todo salia al reves o "Cantaba feo la cancion"

También existía el caso de que tu grabadora o equipo de sonido se chupara la cinta y era un solo pijeo sacar la de los rodillos. Algunas veces la cinta simplemente no sonaba bien y era momento de sacar un pañuelo y echarle un poquito de alcohol para frotar los cabezales. 

Sé que en alguna parte de mi casa esta una o varias cajas de casetes,  yo por el momento no puedo regresarme a hacer esa digna tarea de probar cada cosa que grababa pero vos si podes, váyase a la bodega, debajo de la cama o donde sea que estén guardados y empieza a escuchar, le aseguro que va pasar un buen rato, llevándose buenisisisisismas sorpresas, y cuando eso ocurra, comparta aquí sus viejos tesoros.

PD- Todavia me parece increíble que podamos andar miles de discos, discografías completas, con letras portadas y en excelente calidad en dispositivos como el Ipod, Zune o en los teléfonos. Gracias a la vida, disfrute de mis casetes!

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Recuerdo la trastada que le hice a mi hermano.... Recien se habia comprado un casete de los temerarios... Y lo habia dejado puesto e la grabadora... Y yo de traviesa le di REC+PLAY y le grabe un sin fin de cosas.... Casi le da el patatus al pobre :( jaja...

NC!

Tricia dijo...

Luisss me hiciste recordar tanto!! Juaxx! Lo q mas me gustaba era grabar "telenovelas" jaja, viviamos 8 micas! Asi que haciamos una de tonteras!!hahaha hasta la perra tenia su personaje!
Teniamos etiquetados los "casets" por episodios! Jeje q divertido!
No te pasó que cuando comprabas uno, y si lo prestabas,asi todo nuevecito! Y siempreee te venia la cajita quebrada o rayada!! Jaja q coleraaaa me daba!
La verdad q si eran tesoros, y si horribleee q se te reventara!
Tengo ahorita la sensacion d ardor cuando te ponias a retrocederlo con el dedo jajaa te quedaba hasta marcado juajuajua..
Ahh y cuando escribias las canciones en el cartoncito? Haaa lo hacias con tanta delicadeza! Jaja ni con las tareas era tan cuidadoso uno! Jeje yo usaba plumas d colores jaja para q se mirara macizo!
Ahh recordar es vivir!! Gracias Matute! Segui escribiendo asi!!

paranoid_machine dijo...

creo que no hubo quien no terminara jodiendo los casec del papa, aquellos con las rolas de jose jose o camilo sesto, y grababa las pendejadas con los aleros y dos latas de leche ceteco, y ya tenia una "mula rola"!

excelente el tema

Anónimo dijo...

O cuando la grabadora le faltaban botones o para no gastar la bateria del walkman, los clavabas en un lapiz para retrocederlo. Eran buenos tiempos!

Anónimo dijo...

Eran makina!!

Anónimo dijo...

Yo grababa de la mundo, y odiaba a todos lo locutores que se metian a media rola.

LLegue a tener mas de !00 cassetes, cursos de ingles y rancheras fueron reemplazadas por musica de Bob Marley y del recuerdo en espaniol.

Yo compraba de los cromados para copiar cds especiales.

Recuerdos las marcas: Sankey, Sony, Memorex, avanti, Maxwell entre otros...

dias de gloria, en la cual el Equipo de sonido que detectaba el final de una cancion y se detenia era lo maximo!

El

Jampedrano dijo...

Pucha! yo estaria desempolvando casecs ahorita solo para escuchar sellos radiales y comerciales charrulones pero macizos....como aquel que decia "Alto mire pare oiga, en ferreteria La estacion lo tenemos todo!"